No hay producto

Recientemente he visto la presentación de la PS4 y lo más llamativo ha sido que no había PS4 para presentar. Un mando, algunas especificaciones y varios juegos sí se mostraron, pero dejan un regusto algo extraño al no poder contemplar como será la próxima consola de SONY.

¿La intención que se oculta tras esta presentación?, pues supongo que será una forma de atraer la atención del consumidor, que será alimentada con un goteo de informaciones para intentar combatir el anuncio de la nueva Xbox, o simulacro de anuncio, nunca se sabe.

Las novedades que se han anunciado no son nada del otro mundo; más potencia, más social, más de lo mismo. Anunciar que la próxima consola va a ser más potente debería ser algo anecdótico, una pincelada dentro de las novedades de un producto continuista. Y el tema de lo social… ya no puedes hacer nada que no sea objeto de Tweet.

Y parece que nos estamos acostumbrando al no hay producto. Google ha estado varios meses sin stock de su Nexus 4. Y este caso, a mi juicio, es bastante más grave que un simple vaporware, ya que al poner de forma real a la venta un producto del que no se tienen suficientes unidades fabricadas y ni se piensa en hacerlas, paraliza a usuarios la potencial compra de otros terminales. Porque siendo serios, el problema de stock del Nexus 4 solo atiende a dos razones: o ha sido una táctica de competencia, que calificaría de desleal, o un grave problema con LG que no ha salido a la luz.

Y es que no hay peor manera de publicitar o vender un producto que sin el susodicho en cuestión. Un claro ejemplo son las presentaciones de Apple, en las que siempre se muestra el dispositivo y se manipula, además de mostrar sus funcionalidades.

Espero que el futuro nos depare más revisiones de productos que rumores en lo que viene siendo una nueva prensa rosa.

Mejora tu inglés ayudando a la comunidad

Hay infinidad de maneras de aprender y mejorar tu habilidad con el inglés, una de las más comunes es ver series y películas en su versión original, pero incluso mejor que verlas es transcribirlas y/o traducirlas, y es aquí donde entra www.amara.org

El otro día hablando con un compañero de trabajo, me decía que para mejorar su inglés estaba transcribiendo algunos vídeos de YouTube, con el consiguiente problema de tener que parar el vídeo frecuentemente, retroceder la reproducción y en muchas ocasiones, perder parte del vídeo que ya había sido descargado y tener que volver a esperar la carga del mismo, y fue cuando me decidí a escribir sobre esta magnífica web.

Amara es una página web dedicada precisamente a esto, te da la posibilidad de transcribir vídeos de YouTube (o cualquier otro vídeo siempre que este en HTML5 o tengamos la ruta del archivo) a casi cualquier idioma, o incluso traducir subtítulos existentes a otros idiomas, lo cual lo hace perfecto. Si tu nivel de listening no es muy avanzado, o si quieres ampliar tu vocabulario, mejor empezar con vídeos con subtítulos en inglés y traducirlos a español; o si por el contrario quieres mejorar tu listening, no hay más que escoger algún vídeo en inglés sin subtítulos y empezar a transcribirlo, incluso puedes mejorar traducciones existentes si no te sientes con fuerzas para traducir un vídeo completo.

Una de las cosas más destacables de esta web, es su sistema para escribir los subtítulos. En el caso de querer basarnos en subtítulos en otro idioma, tendremos en pantalla el vídeo en cuestión y una caja de texto tras cada una de las frases mostradas en los subtítulos.

Por el contrario, si lo que queremos es transcribir un vídeo, tendremos varias opciones a elegir entre beginner, recommended y expert. En el primero, el vídeo se pausará cada 4 segundos dándonos la posibilidad de continuar la reproducción pulsando tabulador. El método recommended hará que el vídeo se vaya reproduciendo según vayamos introduciendo los subtítulos. Al principio puede parecer un poco complicado, pero en el momento que cojas un poco de soltura, resulta bastante cómodo. En el último método, expert, se reproducirá todo el vídeo sin pausarse automáticamente, aunque siempre lo podemos hacer nosotros pulsando tabulador.

Una vez terminado el duro trabajo de transcribir todos los subtítulos, deberás decidir como van apareciendo en pantalla. Para esto se reproducirá el vídeo y podrás ir marcando el tiempo en el que crees conveniente que aparezca el texto pulsando la tecla de flecha abajo en tu teclado. Al igual que en la pantalla anterior en el método beginner, podrás reproducir y pausar el vídeo con las teclas tab y shift+tab respectivamente.

El siguiente paso será traducir el título y descripción del vídeo. Y por último podrás ver todo tu trabajo completo visualizando de nuevo el vídeo y pudiendo comprobar que todo lo que has hecho queda como esperabas. En este punto podrás cambiar la duración de algunos de los textos en pantalla si crees que no es la conveniente.

Por si todo esto fuera poco, además ofrecen la posibilidad de descargar los subtítulos y poder subirlos a tus vídeos de YouTube, o en el caso de no ser vídeos de tu propiedad, poder usar su API llamada Widgetizer para incluir una pequeña capa (solo compatible con HTML5) bajo los vídeos incrustados, incluso tienen un área de voluntariado para poder colaborar con todo tipo de comunidades, como pueden ser Netflix, TEDTalks, Coursera, Udacity…

Sin lugar a dudas, una manera genial de ayudar a la comunidad a traducir las horas y horas de vídeo que son subidas a Internet cada día y mejorar tu inglés en el camino.

¿Qué le pasa a mi nube?

Cada vez utilizamos más aplicaciones y webs que sincronizan nuestros datos con un servidor para poder dar servicio desde distintos dispositivos y que todos ellos dispongan de la última información actualizada. Esta necesidad se debe al incremento de dispositivos móviles y la mejora de acceso a internet mediante redes 3G.

Pero en algunas ocasiones observamos que el funcionamiento de nuestra aplicación o web no es el correcto y no sabemos el motivo. Aunque siempre tendemos a pensar que es nuestro ordenador o el terminal móvil el que falla y que con un reinicio se solucionará el problema. No siempre es así.

Tras la pantalla táctil de nuestro smartphone o el LCD de nuestro sobremesa hay todo un mundo de redes, servidores, software, etc. Una infraestructura que muchos no pueden ni llegar a imaginar debido a su extensión en lo físico y lo humano.

Por eso mismo, las grandes compañías que tienen servicios que se sirven a través de internet ofrecen una forma para saber el estado de éstos. El medio por el que pueden comunicarlo va desde una web con el desglose de los distintos servicios y su estado, un blog en el que se va comunicando cualquier tipo de incidencia o en la cuenta de Twitter en la que inmediatamente se publica cualquier anomalía que afecte al normal comportamiento del servicio.

Aquí os dejamos algunas “páginas de estado” que os pueden ser de utilidad:

Apple

Google

Foursquare

Live de Microsoft

Twitter

[Actualizado]

Amazon Web Services

La aventura de comprar un Nexus 10

En este post me gustaría contaros mi experiencia completa al comprar un Nexus 10 a través de la tienda de Google…

Imagino que es sabido por la mayoría la cantidad de problemas que ha habido a la hora de hacerse con uno de los nuevos dispositivos Nexus desde su salida a la venta, desde los problemas al realizar los pagos hasta la falta de stock. Pues por si esto no fuera poco, en mi caso se añadió un problema más, en estos momentos estoy viviendo en Dublín y a pesar de que la central europea de Google está situada en el centro de la ciudad, no tienen Play Store en todo Irlanda (con esto quiero decir, que el único Play Store que hay es el de aplicaciones, ni hardware, ni libros, ni música…).

Así que, como buen early adopter que soy, hice lo posible por comprarla cuanto antes. Para ello sólo tuve que conectarme a través de una VPN a la Play Store de Reino Unido, abrir una cuenta en una compañía llamada Parcel Motel que te facilita una dirección en Irlanda del Norte y después reenvía los paquetes a taquillas repartidas por Irlanda.

Después de poco más de una semana lo recibí en la taquilla que previamente había contratado, con cierta alegría ya que Google daba un plazo de hasta 2 semanas para recibirlo y fue incluso menos incluyendo el reenvío.

Normalmente cuando compro un dispositivo nuevo, no tardo más de un par de días en desbloquearlo y rootearlo, pero afortunadamente esta vez esperé un poco más para probarlo en condiciones. Fue cuando empecé a usarlo de verdad, visitando varias páginas web, instalando nuevas apps, en fin, probando sus posibilidades, cuando empecé a oír un desagradable sonido, tan solo perceptible en el total silencio de un sábado por la mañana temprano… Tras investigar un poco sobre el motivo de tal sonido, descubrí que estaba relacionado con el nivel de brillo de la pantalla, cuanto más bajo era el brillo más alto se volvía el ruido. Acto seguido, lo primero que hice fue buscar por Internet si no era el único afectado por esto y efectivamente, había unas cuantas personas con el mismo problema.

El siguiente paso fue llamar al servicio técnico de Google, con los consiguientes nervios causados por mi escaso nivel de inglés y tener que lidiar con el acento Británico que tanto les caracteriza. Tras una risas con el empleado de Google que me atendió al intentar hacerle entender mi cuenta de correo, me indicó que tras aceptar una autorización en mi tarjeta me enviarían un nuevo Nexus 10, y siempre y cuando devolviese el dispositivo anterior no tendría ningún cargo, y es aquí donde empezó la parte divertida

Una vez recibido el nuevo Nexus, como es lógico, probé todo su hardware de arriba a abajo, y hasta aquí todo bien, el problema vino al intentar devolver el anterior… TNT era la empresa encargada de recoger el paquete en mi casa, pero al haber hecho el pedido a Reino Unido, Google me mandó su número de cliente correspondiente a tal país, a pesar de haberle explicado por teléfono al agente mi situación y él haberme afirmado que no habría ningún problema en devolverlo desde Dublín, por lo que en la empresa de transportes se negaban a recoger el paquete sin estar seguros de que esa recogida, y posterior entrega, les sería pagada.

Tras tres incidencias abiertas con Google,  más de 60 correos y cerca de 30 euros gastados en llamadas internacionales intentando resolver este problema, en la última llamada que hice a la gente de Google, acordaron conmigo muy amablemente aplazar el plazo de cobro, ya que iba a salir del país durante las navidades y no iba a poder devolver la tablet en el periodo requerido.

La sorpresa fue al ver que la autorización se había cancelado, ¡y no se me había hecho ningún cargo en la tarjeta! Y aunque muchos puedan pensar “pues mira, dos tablets por el precio de una”, no es oro todo lo que reluce…

Es muy posible que debido al malísimo control por parte de Google, ya no sólo por la cantidad de correos y llamadas que tuve que hacer (incluso llegaron a mandarme de nuevo la misma hoja de recogida que ya tenía y preguntarme si había recibido el nuevo dispositivo tras más de 20 correos indicándoles que TNT no podía recoger el paquete) no haya gestionado debidamente el cobro de la autorización y al seguir siendo incapaz de devolverlo, podrían cobrarme el importe del mismo.

Para mi, con todos estos problemas, Google ha perdido bastantes puntos. Incluso si me hubieran dicho en un principio que tengo que pagar los costes de la devolución, lo habría llegado a entender, pero de esta manera…

Dejando a un lado todo esto, la verdad que el dispositivo es de lo mejor que he tenido entre mis manos. En un próximo post comentaré mis opiniones sobre el dispositivo en sí y alguna que otra foto del unboxing.

En definitiva, un arduo proceso que parece merecer la pena y espero acabe con final feliz.

Las 20 aplicaciones de Mac que más utilizo.

Siempre me ha gustado cotillear el uso que le da la gente a sus equipos y que aplicaciones son las que emplean, la verdad que aparte de las aplicaciones básicas que todos utilizamos tipo Chrome o Firefox siempre hay otras que son interesantes y nunca les hemos dado una oportunidad. Yo el uso que le doy a mi MacBook Pro es tanto particular como profesional, con lo cual encontraréis tanto aplicaciones multimedia como aplicaciones SysAdmin.

Aquí os dejo mi lista con las 20 aplicaciones que más utilizo, por supuesto no olvidéis comentar las vuestras 🙂

iTerm2: Sin duda la aplicación donde me paso la mayor parte de día,  mucho más potente que el terminal que trae por defecto OS X y además compatible con aplicaciones como Elastics.

Elastics:  Herramienta bastante cómoda si necesítanos gestionar varios servidores en AWS, nos muestra información sobre sus estado, configuración, Direcciones publicas y privadas y además nos da la posibilidad de conectarnos a las máquinas tanto por SSH o por RDP en el caso de que sean Windows.

CoRD: De todos los RDP que he probado para Mac CoRD es el que más me ha convencido, con el podremos gestionar de forma remota nuestros servidores o equipos Windows e ir creándonos una lista para acceder a ellos de forma rápida.

XQuartz: Por si no lo sabias desde Mountain Lion Apple decidió eliminar las X del sistema, con lo cual si necesitamos importarnos las X de algún sistema Linux/Unix la mejor opción es XQuartz. Además es la propia Apple quien te sugiere el programa.

Sublime Text 2: Se trata de un editor de texto muy potente que soporta prácticamente cualquier lenguaje de programación, yo personalmente lo uso para hacer los scripts en Bash o para tratar código PHP, la mejor opción después de VIM ;p

CyberDuck: Gestor FTP, SFTP, SCP, Amazon S3, Google, Azure … etc Muy recomendable si tenemos que andar subiendo y bajando ficheros de diferentes servicios y no nos apetece usar el terminal.

WorkBench: Gran aplicación para gestionar nuestras bases de datos MySQL, nos da la opción tanto de monitorizarlas y gestionarlas en modo SysAdmin, como de lanzar Querys y Scripts.

Navicat Essentials: Otro gestor de bases de datos, en este caso la particularidad que tiene es que podremos conectarnos a bases de datos Oracle a diferencia de WorkBench.

Evernote + Evernote Web Clipper: No es extraño que siempre encontramos en algún blog perdido por internet una solución a nuestro problema y cuando se nos reproduce somos incapaces de volver a encontrar aquel artículo, una buena solución es utilizar Evernote con su clipper para Chrome, de esta forma tendremos guardado y “tageado” todos aquellos artículos que nos sean intersantes.

Google Drive, Dropbox y SkyDrive: Aunque Google Drive es mucho más, vamos a centramos en la parte que nos permite subir ficheros a la nube al igual que Dropbox y SkyDrive, esto es una práctica que me resulta de gran ayuda cuando necesito acceder a ciertos ficheros cuando no estoy delante de mi equipo. Más de una vez me ha sacado de algún apuro.

Virtual Box: Aunque cada vez lo utilizo menos ya que el Cloud de AWS me permite levantar máquinas al instante para trastear, nunca está de más tener un Virtual Box para hacer las pruebas con gaseosa antes de pasarlo incluso a desarrollo.

Pixelmator: Seamos sinceros, para quitarle los ojos rojos a la foto de nuestro gato no nos hace falta Photoshop, Pixelmator es una gran herramienta para un usuario medio que necesite hacer retoques fotográficos, en el fondo el programa es más potente de lo que parece y además sus creadores publican un podcast en el cual muestra como utilizarlo, sino te convence la integración que tiene Gimp dentro del entorno Mac, dale una oportunidad a Pixelmator.

iPhoto + TimeMachine: iPhoto para mi no es ni de lejos el mejor software para gestionar fotos, pero si creo que es de los más sencillos de usar, y después de haberme llevado el susto de perder alguna que otra foto creo que en la simpleza está la solución, iPhoto + TimeMachine, backups diarios de mis fotos sin que tenga que preocuparme de nada más.

Spotify: Como aficionado a la música creo que la época del mp3 murió hace ya un par de años, y esto es el presente y el futuro, he probado alternativas como Rdio o Deezer, pero en honor a la verdad Spotify está a años luz hoy en día, además destacar su Spotify Social , su integración con Twitter y sobre todo su “simbiosis” con Facebook. Si te gusta la música para mi la mejor solución sin dudarlo.

Caffeine: App ya conocida entre los usuarios de Mac, pero por si no la conoces es una aplicación tan simple como útil, pincha sobre la tacita para que tu Mac no se suspenda, y vuelva la a pinchar para que permita que lo haga.

SubDownloader: Si eres aficionado a las películas y series en V.O pero aun no tienes el nivel suficiente para verlas sin subtítulos SubDownloader te puede ayudar, simplemente indícale el directorio donde tienes tus series o películas y el solo se descargará los subtítulos en el idioma que le indiques.

 Steam: Mac nunca ha destacado como plataforma de juegos, pero desde no hace mucho tenemos Steam para Mac, el catalogo desde luego no es ni mucho menos el de PC, y los juegos que si están para Mac seguramente te rendirán mejor si los corres con BootCamp que sobre OSX, pero al menos el paso ya lo han dado.

 Mensajes: Seguramente como cliente de mensajería en la mayoría de blogs te recomendarán Adium, de hecho yo lo haría, pero si tu situación es similar a la mía que normalmente solo utilizas gtalk para comunicarte con Mensajes tendrás de sobra y 100% integrado en el sistema (Solo Mountain Lion).

Twitter: La gente de Twitter tiene olvidada su App oficial para Mac, de hecho parece se que su app “oficial” a partir de su compra es Tweetdeck, pero sinceramente, a mi con el uso que le doy a la red social con esta App me basta y me sobra. Aunque no estaría mal que la pusiesen un poco al día señores de Twitter.

Reeder: Esta es la aplicación que yo llamo “pre café” y es lo primero que abró todos los días en la oficina nada más llegar hasta que llega un compañero para desayunar. Se trata de un lector RSS muy completo compatible con Google Reader y además nos da la posibilidad de leer la noticia completa a pesar de que en el RSS de la Web solo nos muestra la cabecera, para ello tiene un botón “mágico”  llamado Readability que se encargará de esta función.